Catedral Basílica de Santa Ana

PENTECOSTÉS.

Celebramos este fin de semana  la gran fiesta de Pentecostés,  fiesta que nos hará testigos, al igual que al grupo de los apóstoles cuando tuvo lugar la venida del Espíritu Santo.

«Pentecostés», en griego, significa «día quincuagésimo» o «cincuenta días después». El 50 es un número que ya los judíos tenían asimilado desde hace siglos como símbolo de plenitud: una semana de semanas, siete por siete más uno. Es cuando celebraban, después del Éxodo, la fiesta de la recolección agrícola y la alianza que sellaron con Yahvé en el monte Sinaí, guiados por Moisés, a los cincuenta días de su salida de Egipto.

Los cristianos celebramos hoy, después de la Pascua-Resurrección de Jesús, su donación del Espíritu a la comunidad apostólica precisamente a los cincuenta días. No como fiesta independiente, sino como culminación de la Pascua.

Estas son las lecturas de este domingo y también un vídeo del evangelio para disfrutar y comentarlo en familia.

Translate »